Riña de gatos. Madrid 1936 de Eduardo Mendoza

Riña de gatos de Eduardo Mendoza

La novela transcurre como indica su título en el Madrid de 1936 y explora el ambiente, los acontecimientos e intrigas de los meses previos a la Guerra Civil española. Con esta novela ganó el Premio Planeta 2010.

Un inglés llamado Anthony Whitelands llega a Madrid en tren para autenticar y valorar unas pinturas que están en poder del Duque de Igualada, amigo de José Antonio Primo de Rivera.

Tras visitar el palacete del Paseo de la Castellana, se encuentra en el vestíbulo con la “Muerte de Acteón” de Tiziano, obra que le sorprende, además de otros cuadros que no tienen un gran valor artístico. La casualidad le llevó al sótano del inmueble, donde se encontraba una pintura enrollada, no expuesta ni catalogada. Se trataba de un desnudo que él atribuyó a Velázquez, le invade una gran sorpresa por el reconocimiento de dicha obra en el mercado del arte.

Tras este descubrimiento, se encuentra metido en una serie de líos, ante la situación política muy convulsa en el Madrid de esa época. Hay revueltas callejeras, incendios, enfrentamientos entre falangistas, obreros, republicanos y anarquistas.

José Antonio Primo de Rivera era bien recibido en casa del Duque, por su relación amorosa con Paquita, su hija mayor. También acudieron al palacete una cúpula militar golpista, entre ellos Franco, Queipo de Llano y Emilio Mola, para solicitar al Duque su implicación.

Con todo ello, Anthony se ve implicado sin quererlo en toda la trama política, bien por Paquita que le pide favores, bien por Lilí la hija menor que se enamora de él, bien por el espionaje de la Embajada Británica a través de Higinio Zamora que le sigue a todas partes y que le hará hacerse cargo de Toñina, una prostituta con un hijo. Turbulentos amores con mujeres de diferentes clases sociales, harán que el inglés se distraiga del asunto que le ha traído a España y se ve rodeado de personajes que le persiguen: policías, diplomáticos, espías y políticos.

Le obsesiona ese desnudo de la pintura y el haber estado oculto tanto tiempo, no le resulta extraño ya en España era inexistente ese tipo de representación (1640/1650). En Italia y Holanda el caso es distinto, por ello se piensa que la pintura provenía de Italia que un antecedente familiar que fue Cardenal y se lo encargó a Velázquez.

La Embajada Británica sabe de la transacción que quieren realizar con dicho cuadro y monta todo un círculo de espías tras Anthony Whitelands. A la Embajada acudirá un curador inglés Edwin Garrigaw, quien intenta convencer a Anthony de que ese desnudo no es de Velázquez, sino del esclavo de éste, Juan de Pareja, que se enamoró de Dª Antonia de la Cerda, esposa de D. Gaspar Gómez de Haro, quien lo pintó en un viaje realizado a Italia junto a Velázquez.

Anthony se ve amenazado de muerte y, serán las mujeres que le conocen quienes tratarán de protegerlo. En un tiroteo el hijo menor del Duque de Igualada, Guillermo del Valle es mal herido y esta situación hace cambiar radicalmente a toda la familia.

La novela se lee muy bien, Eduardo Mendoza presenta toda una trama alrededor de la pintura y la situación política de Madrid del 36, una tragedia como la vida misma envuelta de ese toque de humor al que nos tiene acostumbrados el autor y que se refleja en los nombres que da a los personajes secundarios “Marranon” al inspector de policía, entre otros.

Aurora R. Benito

firma-eduardo-mendoza-hay-festival-sep-2011

Firmándome el libro durante el Hay Festival Segovia 2011

Sobre el autor y su obra: Eduardo Mendoza

Eduardo Mendoza nació en Barcelona en 1943. Se licenció en Derecho en 1966 y trabajó como asesor jurídico para el Banco Condal. En 1973 se trasladó a Nueva York para ejercer como traductor en las Naciones Unidas. Dos años más tarde, consiguió publicar su primera novela, La verdad sobre el caso Savolta, en la que describe la conflictividad social de la Barcelona de principios del siglo XX. La obra está considerada como la primera novela de la transición española, y alcanzó un importante éxito, de hecho, en 1976, Mendoza lograría por ella el Premio de la Crítica. Su particular estilo ácido, certero y crítico se consolidaría tres años después tras la publicación, en 1979, de El misterio de la cripta embrujada.

Novelas posteriores son El laberinto de las aceitunas (1982), La ciudad de los prodigios (1986), que le valió el Premio Ciudad de Barcelona, La isla inaudita (1989), Sin noticias de Gurb (1991), El año del diluvio (1992), Una comedia ligera (1996), por la que obtuvo en París, en 1998, el Premio al Mejor Libro Extranjero, referido además a todo el conjunto de su obra, La aventura del tocador de señoras (2001), Premio al «Libro del Año» del Gremio de Libreros de Madrid, El último trayecto de Horacio Dos (2002), Mauricio o las elecciones primarias (2006), Premio de Novela Fundación José Manuel Lara, y El asombroso viaje de Pomponio Flato (2008), Premio Terenci Moix y Pluma de Plata de la Feria del Libro de Bilbao, Tres vidas de santos (2009), Riña de gatos. Madrid 1936, ganadora del Premio Planeta 2010. Premio Franz Kafka 2015 por toda su obra.  ???????????????????????????????Estatua dedicada a Franz Kafka en Praga

Eduardo Mendoza ha sido galardonado con el Premio Miguel de Cervantes 2016, galardón que le fue entregado el 20 de abril del 2017 en la Universidad de Alcalá de Henares, en presencia de los Reyes de España.

El éxito de su obra ha implicado que varios de sus libros hayan sido adaptados para la gran pantalla, como es el caso de La verdad sobre el caso Savolta, La ciudad de los prodigios y El año del diluvio.

Al margen de su actividad como novelista, entre 1995 y 1999 fue profesor en la Facultad de Traducción e Interpretación de la Universidad Pompeu Fabra, y ha sido columnista del diario El País.

 

Publicado en Libros recomendados | Deja un comentario

Cómo llegué a conocer a los peces de Ota Pavel

Cómo llegué a conocer a los peces de Ota Pavel

Este libro es una colección de cuentos autobiográficos, dividido en 3 partes: Infancia, sólo con su madre, Juventud, después de la guerra y Regresos, además consta de un Epílogo, una Nota de los editores y un Prólogo del poeta checo Karel Siktanc, que se publicó sin su firma por motivos políticos en la primera edición de 1974, en Checoslovaquia, un año después de la muerte de Ota Pavel y, que han sido traducidos por primera vez al castellano por Sajalín Editores en el 2012.

Todos los cuentos están relacionados con la pesca, en ellos nos relata Ota Pavel su vida de pequeño y su relación con los peces, los ríos y la pesca. Volvemos a tener algunos personajes que ya utilizó en Carpas para la Whermacht: su padre Propper, su tío Prosek, su madre Herma y sobre todo aquí, nos habla de sus hermanos Hugo y Jirika con los que comparte días de pesca.

Con su padre y hermanos en campos de concentración no le queda más remedio que poner en práctica la pesca furtiva que le había enseñado su padre, para poder comprar pan, harina o tabaco para su madre, fumadora empedernida.

Nos explica cómo en noches oscuras sin apenas luna, salen a pescar carpas, lucios, truchas, anguilas y otros peces en sus cuevas junto a la orilla del río. Relatos todos ellos muy positivos y hermosos vividos desde el recuerdo de su niñez junto a su padre, el viejo Pavel, que es quien le enseñó a amar los ríos y la pesca o la de su juventud con sus hermanos mayores Hugo y Jirika. En todos los relatos expresa de una manera extraordinaria su amor a los ríos, conoce todas las técnicas de pesca, que le enseñó su tío Prosek y su padre, saben cocinar lo pescado y disfrutan comiéndolo y cocinándolo.

En uno de esos cuentos, emprende un viaje largo en canoa con su amigo Honza el Largo por ríos al sur de la Bohemia, con todo tipo de dificultades y odiseas, en otro nos cuenta como invitado en un submarino surcando el mar, al llegar a las costas de Suecia, pesca bonitos. Les gustaba presumir de ser los mejores pescadores y los que capturaban grandes piezas. Cómo pescaban anguilas y el banquete que se dieron. Su padre tenía una lista con 42 maneras de cocinarlas.

Ota Pavel, se llega a cuestionar por qué es tan amante de los ríos y la pesca, sobre todo del río Berounka, el río que tanto amaba su padre y a donde depositó sus cenizas. Tanto él como sus hermanos, practican y aman la pesca como si fueran conscientes de un proverbio chino que dice:

Si quieres ser feliz una hora, emborráchate.

Si quieres ser feliz tres días, cásate.

Si quieres feliz toda la vida, hazte pescador.

En el epílogo, Ota Pavel cuenta cómo enloqueció en Innsbruck, mientras cubría como periodista deportivo las Olimpiadas de Invierno. Y cómo lo que le salvó de esa locura durante los meses de internamiento en el Sanatorio, siempre tentado a matarse cientos de veces, fue reflexionar en los momentos más hermosos de su vida, vividos en los ríos, arroyos, embalses pescando y, sobre todo, detenerse escribiendo estas hermosas historias. En su subconsciente, deseaba, una única vez más, salir del Sanatorio, para besar al río en los labios y pescar peces plateados. La pesca le enseñó a ser paciente y los recuerdos los que le ayudaron a vivir. Allí, vio el río Berounka, el que más significó para él y que más había amado, en la pág. 185 dice: “Lo he amado tanto que, antes de empezar a pescar, recogía su agua en una concha con la mano y la besaba, como un hombre besa a una mujer. Luego me echaba el resto del agua en la cara y ajustaba la caña. El río discurría ante mí. Uno puede ver el cielo, puede vislumbrar el interior de un bosque, pero jamás podrá contemplar las profundidades de un auténtico río. Únicamente con la caña se puede tantear el interior de un verdadero río. La pesca es, antes que nada, libertad.

En el prólogo su amigo poeta, Karel Siktanc, hace un canto a la bondad de Pavel, es un precioso homenaje a su obra como escritor deportivo, del que es un gran admirador, según él uno de los más grandes que ha dado Checoslovaquia.

De nuevo he vuelto a disfrutar leyendo a Ota Pavel, él sabe cómo transmitir optimismo y belleza en todo lo que cuenta, utilizando una hermosa prosa poética, a pesar de la vida que le tocó vivir, pero saca lo mejor de sus recuerdos para no acabar de enloquecer. Un canto a la belleza en todos los cuentos. Os aconsejo leer este libro de relatos cortos, así como el de Carpas para la Whermacht, que ya recomendé en este blog hace unos meses y que leímos en el Club de Lectura y les gustó a todos muchísimo.

Mauri Renedo

Sobre el autor: ota-pavel

Ota Pavel nació en Praga en 1930 y murió en 1973. Su verdadero nombre era Otto Popper, fue un popular escritor y periodista deportivo checo. Su padre, vendedor ambulante judío, y sus dos hermanos mayores fueron encerrados en campos de concentración nazis, de los que consiguieron sobrevivir, mientras que él se quedó con su madre, de origen no judío, en Bustěhrad.

Entusiasta jugador de hockey sobre hielo en su juventud, trabajó como minero en la región de Kladno durante el periodo comunista, antes de establecerse como periodista deportivo. Su trabajo como periodista lo llevó a la Unión Soviética, Francia, Suiza y en 1962 visitó Estados Unidos con el equipo de fútbol checo.

En 1964, mientras cubría los Juegos Olímpicos de Invierno que se celebraban en Innsbruck, mostró los primeros síntomas de la enfermedad mental que pondría fin a su carrera periodística que había comenzado a despuntar, pero la gente no se olvidó de él. Los lectores hacían cola en la calle para comprar su primer libro, una selección de reportajes sobre deportistas checos, y los médicos del psiquiátrico se ocuparon de que a Pavel le llegaran fotos del gentío que se agolpaba en las librerías y también le dieron un cuaderno y un bolígrafo. Aun siendo el periodo más difícil de su vida, también fue el más creativo, en el que escribió sus obras más destacadas y líricas: Cómo llegué a conocer a los peces y Carpas para la Wehrmacht.

“Me enloquecí en los Juegos Olímpicos de invierno en Innsbruck, mi cerebro se nubló, como si una niebla de los Alpes lo hubiera envuelto, en esa condición me encontré cara a cara con un caballero – el diablo, Pieles, cuernos y dientes podridos que parecían centenares de años … Con esta figura en mi mente subí las colinas de Innsbruck e incendié un edificio de granja. Estaba convencido de que sólo una brillante hoguera podría quemar esa niebla. Conduciendo las vacas y los caballos del granero, llegó la policía austriaca … “

Algunas de sus obras fueron adaptadas para la película “Golden Eels”.

Murió a los 42 años de un ataque al corazón y está enterrado, junto a su padre, en el cementerio judío de Praga.

 

Publicado en Cuentos, Libros recomendados | Deja un comentario

Barrio de Maravillas de Rosa Chacel

Barrio de Maravillas de Rosa Chacel

Después de leer Las Sinsombrero de Tània Balló en el Club de Lectura y como actividad complementaria, se nos pidió que leyéramos un poco más sobre las mujeres olvidadas de la Generación del 27 y, me decidí por leer el Barrio de Maravillas, la novela más popular de Rosa Chacel.

Este libro que fue publicado en 1976 por Seix Barral, ha tenido muchas y distintas ediciones, en 2001 la Editorial Bibliotex lo ha vuelto a editar.

Rosa Chacel es una niña débil que no acude al colegio, será educada por su madre. A los 17 años entra en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando. De 1908 a 1915 vivió en la calle San Vicente de dicho barrio. Es una novela autobiográfica, que se desarrolla en un bloque de viviendas de 3 plantas con unos locales donde está ubicada una farmacia cuya fachada es toda de azulejos con dibujos e información del laboratorio en el que se hacen litines para el reuma o papelitos de antipirina, etc., y una pollería-huevería igualmente de azulejos y que se conservan muy bien hasta hoy día. Aquí dejo algunas fotos tomadas por mí.

Laboratorio    Laboratorio 2

Huevería Bº de Maravillas         Placa Rosa Chacel

Es la historia de dos niñas, Elena e Isabel que son amigas y casi de la misma edad, acuden al Museo del Prado con frecuencia, Elena admira la escultura de “Ariadna”. Hay un relato sobre la “belleza de Ariadna”, pienso que se refiere a la propia Rosa Chacel.  Asimismo, la belleza de Isabel con sus hermosas trenzas es comparada con las pinturas de “Martínez del Mazo” y de la Reina Margarita de Austria.

La novela habla de las familias y sus relaciones con las vecinas que se ayudan, se hacen ropa, acuden al Museo del Prado, a las ferias y a los desfiles populares. Capta muy bien el ambiente de Madrid de esa época, de sus gentes, un ambiente de máquinas de coser Singer, de balcones y portales. El propio barrio de Maravillas es un personaje más en dialogo con esas mujeres que aparecen en la novela y, sobre todo, fue el espacio vital de la propia adolescencia de Chacel.

La escritura es densa, muy rica en vocablos, sin capítulos y sin apenas puntos y aparte. Indaga en la existencia de esas jóvenes, hablando sobre el saber científico, filosófico, sobre el miedo, la melancolía y hace una gran exposición de dichos temas desarrollándolos ampliamente. Hay esbozos del ambiente histórico del momento, con las revueltas de trabajadores y estudiantes, la escasez de medios económicos, etc.

Recomiendo su lectura y si viajas a Madrid, no dejes de visitar la casa donde vivió Rosa Chacel, situada en la calle San Andrés chaflan con San Vicente, en el actual Barrio de Malasaña y admirar sus fabulosos azulejos.

Aurora R. Benito

Sobre la autora:   Rosa Chacel

Rosa Chacel Arimón nació en Valladolid el 3 de junio de 1898 y murió en Madrid el 27 de julio de 1994.

Fue una escritora española de la Generación del 27. Nacida en una familia liberal pudo estudiar y desarrollar una personalidad independiente y una vida cultural intensa. En 1908 se trasladó a vivir a Madrid. Tras pasar por varias Escuelas de Arte y Oficios, en 1915, con tan solo 17 años, ingresa en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando, para estudiar escultura que abandonaría varios años más tarde.  Allí conoció a su marido el pintor Timoteo Pérez Rubio, el hombre que salvó los fondos del Museo del Prado durante la guerra civil española.

En 1921, con tan solo 23 años, dio una conferencia sobre “La mujer y sus posibilidades”, dejando muy impresionados a sus contemporáneos.

Estuvo rodeada de los más grandes intelectuales de su época, Ortega y Gasset, la figura más influyente para ella, Ramón Mª del Valle-Inclán, Ramón Gómez de la Serna al que admiraba, Concha Méndez, Unamuno, Juan Ramón Jiménez, Concha Albornoz, Luís Cernuda, Mª Teresa León y Rafael Alberti, María Zambrano, etc.

Su primera novela fue Estación, ida y vuelta que escribió en Roma, pero que publicó a su regreso a España en 1927, le siguió Teresa, Alcancía. Ida y vuelta, Memorias de Leticia Valle, llevada al cine, La sinrazón y la trilogía compuesta por Barrio de Maravillas, Acrópolis y Ciencias naturales. Escribió también cuentos, relatos, artículos y ensayos.

Tuvo que exiliarse, primero a París, Grecia, Buenos Aires y Brasil. Regresó a España en 1970, donde su obra fue recuperada y le concedieron los siguientes Premios:

Premio de la Crítica Española (1976)

Premio Nacional de las Letras Españolas (1987)

Doctor Honoris Causa (1989)

Premio Castilla y León de las Letras (1990)

Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes (1993)

 

Publicado en Libros recomendados | 1 Comentario

Poema “Muerto de amor” de Federico García Lorca

En 1927 Federico García Lorca publica el primer Romancero Gitano, en el que incluye el romance “Muerto de amor”, dedicado a Margarita Manso Robledo, una de las 10 mujeres que Tània Balló incluye en ese libro maravilloso “Las Sinsombrero. Sin ellas, la historia no está completa”, cuya lectura os recomendamos a todos.

Muerto de amor

 ¿Qué es aquello que reluce

por los altos corredores?

Cierra la puerta, hijo mío;

acaban de dar las once.

En mis ojos, sin querer,

relumbraban cuatro faroles.

Será que la gente aquella

estará fraguando el cobre.

 

Ajo de agónica plata

la luna menguante, pone

cabelleras amarillas

a las amarillas torres.

La noche llama temblando

al cristal de los balcones,

perseguida por los mil

perros que no la conocen,

y un olor de vino y ámbar

viene de los corredores.

 

Brisas de caña mojada

 y rumor de viejas voces

resonaban por el arco

roto de la medianoche.

Bueyes y rosas dormían.

Sólo por los corredores

las cuatro luces clamaban

con el furor de San Jorge.

Tristes mujeres del valle

bajaban su sangre de hombre,

tranquila de flor cortada

y amarga de muslo joven.

Viejas mujeres del río

lloraban al pie del monte

un minuto intransitable

de cabelleras y nombres.

Fachadas de cal ponían

cuadrada y blanca la noche.

Serafines y gitanos

tocaban acordeones.

Madre, cuando yo me muera,

que se enteren los señores.

Pon telegramas azules

que vayan del Sur al Norte.

Siete gritos, siete sangres,

siete adormideras dobles

quebraron opacas lunas

en los oscuros salones.

Lleno de manos cortadas

y coronitas de flores,

el mar de los juramentos

resonaba no sé dónde.

Y el cielo daba portazos

al brusco rumor del bosque,

mientras clamaban las luces

en los altos corredores.

Gracias Margarita!!!!!

Publicado en Poesía | Deja un comentario

Historia de Irene

Historia de Irene de Erri De Luca

Quería leer de nuevo algo de Erri De Luca y viendo la entrevista de Página Dos de Rtve decidí leer su último libro Historia de Irene, con el que he vuelto a disfrutar muchísimo. Un libro muy bello, donde utiliza una prosa poética de gran fuerza, lleno como todos sus libros de frases bellísimas que te las quisieras hacer tuyas, un don que solo le corresponde a un gran escritor sencillo como es él.

Erri De Luca nos vuelve a contar historias del mar, de arena de playas, de islas, de pescadores, de su Nápoles natal y las islas que la rodean en este caso Capri. Este libro nos narra tres relatos cortos a cuál más bellos, llenos de amor y odio, donde subyacen los recuerdos de la guerra en todos ellos.

El primero Historia de Irene, el más largo de los tres, nos cuenta una fábula sin final que podría pertenecer a la mitología griega, un homenaje a Grecia con la que tenía una deuda. Una bella historia de delfines y el mar como grandes protagonistas. Irene es una niña de 14 años embarazada, está en el último mes de gestación, pero nadie lo sabe, vive sola en un establo que antes era el pajar del burro que ella cuidaba, hasta que su dueño se fue a Australia, duerme en una cama de piedra con un colchón hecho de hojas secas de arbustos. Irene no utiliza el fuego, se come crudo incluso el pescado. Esa casa la han alquilado unos holandeses, allí Irene limpia, le pagan por ello, pero para ella, los billetes son solo papel, no tiene bolsillos donde guardárselos, por eso vuelan y los niños los recogen.

En la aldea de la isla nadie le habla ni le presta atención, es como una sombra en una pared, una desdicha, llegan a creer que es sordomuda. Su mundo es el mar a donde va a nadar de noche, incluso en invierno, y su familia, los delfines que le acompañan por debajo de las olas que saltan. Respira saturando de aire el acordeón de sus pulmones y nada con las piernas juntas velozmente, como lo hacen los delfines y, ha decidido que su hijo nacerá en el mar y será un delfín más.

Esa historia se atreverá a contársela a un escritor mayor, sin nombre, poeta, recopilador de historias sin final que ha llegado a esa isla griega aturdida por el sol y llena de estrellas y que será a quien le contará su secreto. Ese escritor será el narrador de la historia y donde se entrecruzarán historias vividas por él durante la guerra de Kosovo en la antigua Yugoslavia.

Para Irene, esa criatura mágica, la tierra firme es su madrastra, el mar en cambio le acarició y abrazó y enseñó todo lo bueno de él (pág.59). A ella le duele que los pescadores recurran al arrastre en el fondo del mar, tras su paso dejan el desierto, ella dice que el mar no puede ser arado. Por la noche con una navaja corta las redes donde están atrapados los peces, desea que sean libres. Ella también ayuda a nacer a las ballenas, las empuja.

DelfinesEl segundo relato El cielo en un establo, nos habla de su padre Aldo De Luca, teniente de cazadores destinado a Albania. Durante la 2ª guerra mundial, Nápoles es invadida por los nazis y su casa fue bombardeada quedando reducida a cenizas, sólo rescató libros resistentes a las bombas.

Huyendo de la ocupación junto a 4 amigos llegan a Sorrento, donde la guerra no había llegado. Un agricultor les esconde en un establo desde donde atisban claros de astronomía a través del techo agrietado. Un sexto hombre más mayor y judío ocupa el establo, deben huir de noche en un bote de remos hacia Capri que había sido liberada por los americanos. A su llegada, Capri les pareció un altar vacío. La hospitalidad y la ayuda en esos momentos difíciles es más fuerte y sincera que en situaciones normales, es donde lo peor y lo mejor del ser humano se juntan.  

El tercero Algo de lo más estúpido, nos habla de un anciano al que el mar escupió a tierra desde un buque de guerra, pero que sufre por la suerte de estar vivo mientras otros muchos soldados no tuvieron su misma suerte. El anciano vive con su hijo y familia en una habitación minúscula, donde no es bien aceptado, la vejez es una carga y un lastre para los demás, llega a ser insoportable, él no lo entiende. Toma el sol del frío febrero en la tapia de la casa, de lo alto le cae una avellana con cáscara, la guardará como un tesoro en el bolsillo, le costará abrirla para poder paladearla. Va hacia el rompeolas, un refugio frente al mar, una roca donde el viento lebeche no sopla y desde el que divisa todo el horizonte y donde las olas chocan con gran fuerza. Allí decide ir un día, el mar le salvó, pero al final el mar le engulle.

Se ha publicado en España por primera vez “Solo ida. Poesía completa” donde Erri De Luca dice esto tan bello «La poesía es la forma más condensada de literatura. Se mueve en vertical. Cuando abro un libro de poesía, me asomo a un precipicio de versos que se enfrentan temblorosos a la mirada del lector. Vienen de lejos, llegan con las líneas de una página impresa y un desembarco extranjero a tierra desconocida. Aprieto los párpados para filtrar el viento de una corriente en ascenso que me lleva junto al sol y la retina se llena de sílabas que remontan un abismo»

Os invito a disfrutar de la lectura de este libro de tan solo 135 páginas editado por Seix Barral, pero buscar un poco de tiempo, para pararos a leer en profundidad y subrayar tantas frases maravillosas que salen de su prosa poética.

Mauri Renedo

Sobre el autor:  erri-de-luca-2

Erri De Luca, su nombre original Enrico (Henry), en homenaje a su abuela paterna que era estadounidense, nace en Nápoles en 1950. A los dieciocho años participó en el movimiento del 68 y posteriormente fue miembro del grupo Lotta Continua.

Ha trabajado como albañil, camionero, obrero de la Fiat de Turín y durante la guerra de los Balcanes de 1993 al 99 fue conductor de vehículos de apoyo humanitario. Es un apasionado alpinista. Actualmente vive en la campiña romana, en una casa construida con sus propias manos.

Aprendió de forma autodidacta diversas lenguas, como el swahili, el ruso, el hebreo antiguo o el yiddish, y ha traducido del hebreo al italiano numerosos textos, entre ellos algunos de los libros de la Biblia, a pesar de no ser creyente. Está considerado uno de los autores italianos más importantes de todos los tiempos, sus libros han sido traducidos a más de 30 idiomas.

Es autor de más de cincuenta obras, numerosas colecciones de cuentos y poemas entre los que destacan: Aquí no, ahora no (1989), Tú, mío (1998), Tres caballos (1999), Montedidio (la montaña de Dios) en el 2002, Camino de Sirga y Misterios romanos (22 cuentos inéditos) en el 2004, En nombre de la madre (2006), El peso de la mariposa (2009), Los peces no cierran los ojos (2012), El más y el menos (2015), Naturaleza expuesto, Historia de Irene y Solo ida. Poesía completa (2016).

Ha sido galardonado con varios premios, entre los que destacan el France Culture y el Femina Étranger en Francia, el Premio Petrarca en Alemania 2010, el Premio Europeo de la Literatura 2013 y el Leteo en España.

Publicado en Libros recomendados | 1 Comentario

Tercer aniversario de nuestro Blog

¡¡Nuestro Blog Enredandoentrelibros cumple 3 años!!

126

Estamos muy contentos de celebrar el tercer aniversario del inicio de este Blog, sí tres años ya, parece un milagro. Cuando lo comenzamos, lo hicimos con mucha ilusión e ideas, no sabíamos cómo evolucionaría, pues en el Club de Lectura que coordino, algunas han dejado de asistir, felizmente por haber encontrado trabajo, y otras personas nuevas, se han ido incorporando. Pero tanto unas como otras, nos encontramos siempre alrededor de extraordinarios libros que leer, los cuales destripamos compartiendo las lecturas, con un gran respeto y veneración hacia sus autores.

Amapolas (4)    Jacaranda azul de Pto. Rico    Hortensias azules y rosas

En estos tres años, han visitado el blog 18.527 veces, hemos tenido días de mucho tráfico: 192 entradas el pasado 2 de mayo, 112 el 28 de marzo, 96, 87, 69 o 56 otros días. La globalización hace que nos sigan desde todo el Planeta: 14.823 lo han hecho desde España, 985 desde EEUU, 430, 417 o 188 desde Argentina, Méjico o Puerto Rico, 115, 104, 75, desde Italia, Francia, Alemania, 30 desde Japón, otros lo han hecho desde Taiwán, China, Vietnam, Rusia, Ucrania, Eslovaquia, Nueva Caledonia, Marruecos, Tanzania, Angola, Jordania, Emiratos Árabes, Cuba, Sudáfrica, Malasia y hasta de Togo, el país de los pequeños milagros, una piedra preciosa al borde del golfo de Benín.

Se han suscrito 51 personas, hemos subido 209 entradas, de las cuales: 34 son sobre libros leídos en el Club de Lectura, hemos recomendado 70 novelas, subido 32 poemas, 29 citas, 12 vídeos, hemos invitado, felicitado y despedido a escritores a los que admiramos, realizado actividades relacionadas con la literatura y animados por el éxito del blog, seguiremos haciendo lo mismo en años venideros.

  136

La literatura y los libros, nos han transportado a otras vidas a través de sus historias y personajes, hemos conocido otras culturas, hemos viajado por muchos países a través de la lectura de novelas de narrativa, relatos, cuentos, novela negra, biografías, ensayo. Con los diferentes personajes, la lectura en papel nos ha enriquecido muchísimo, por eso, no vamos a quedarnos aquí, sino que seguiremos leyendo todo lo que caiga en nuestras manos o la Biblioteca Pública de Segovia, nos pueda proporcionar, lo único que nos detiene, es el tiempo que podamos dedicar cada uno de nosotros a la lectura.

¡Ah! y mientras tanto, hemos estrenado Biblioteca, mucho más amplia, luminosa y bonita y con muchas posibilidades de hacer actividades en ella. Tenemos dos salas espaciosas para los Clubes de Lectura donde en sus cristaleras se ha escrito parte del Sinodal de Aguilafuente, el primer libro impreso en España por Juan Párix en 1472 en Segovia.

104                106

Queremos felicitar y dar las gracias a todos los que nos siguen y a los que tímidamente, se atreven a hacer comentarios a las novelas leídas o recomendadas, sin ellos, este Blog no seguiría existiendo. Todos vosotros, sois los que nos dais la fuerza para mantener esta ilusión, contribuir con nuestro granito de arena a la literatura española y universal, dedicando unas horas al mantenimiento del Blog. GRACIAS A TODOS.

Mauri Renedo

(Coordinadora de los dos Clubes de Lectura y Administradora de este Blog)
Publicado en Varios | 8 comentarios

Mi gato Autícko de Bohumil Hrabal

El gato autícko de Bohumil Hrabal

Una vez más, en la sección de novedades de la Biblioteca Pública de Segovia encuentro libros y autores, algunos desconocidos, como el que presento en esta reseña, otros no tanto, pero que no dejan de sorprenderme e interesarme.

El libro citado, Mi gato Autícko, del autor checo Bohumil Hrabal, es un volumen de 106 páginas en nueve capítulos. El protagonista, que escribe en primera persona y que podría ser el propio autor, nos relata los viajes desde su casa de Praga a su casa de Kersko, cerca de Praga, donde se recluye para escribir y cuidar de sus gatos, entre los que se encuentran algunos favoritos como la gata Svarcava, el gato Renda, las gatas Feita y Autícko y la relación que se establece entre ellos. Los gatos marcan el ritmo cotidiano de su vida, con sus juegos, sus comidas, su cuidado. Son miembros más de la familia y como tal los atiende, los humaniza, llegando a establecer una relación de dependencia con ellos que le lleva a desarrollar un sentimiento de culpa cuando vuelve a Praga y tiene que dejarlos. Sus amigos le envidian, porque consideran una suerte vivir allí tranquilo, relajado, disfrutando de la naturaleza y los gatos y dedicándose a escribir; sin embargo, la realidad es muy otra.

El problema se presenta cuando los gatos comienzan a reproducirse en exceso, entonces el protagonista ya no tiene tiempo para trabajar ni para dormir. Su mujer no hace más que repetir, ¿Qué haremos con tantos gatos? Todo ello provoca cambios en su vida y tiene que tomar medidas drásticas para que haya un equilibrio. Sufre y se odia, pero sabe que tiene que hacerlo para poder cuidar del resto. Qué solución tomar, el asesinato selectivo de los gatos. Tras la muerte (asesinato) de los primeros seis gatitos, recién nacidos y aún ciegos, se siente como si le hubiera molido una piedra y sin aire por lo que acababa de hacer; la visión de los gatitos “le hicieron pensar en las fosas comunes de los nazis” y le embarga un fuerte sentimiento de culpa. Con lágrimas y pálido regresa a casa sin atreverse a entrar, pero será bien recibido por las gatas y resto de gatos y se alegra que las gatas acojan a los pequeños que quedan sin problemas. Viendo la relación que existía con los gatos, uno de sus amigos fotógrafos fue a su casa, en Kersko, para fotografiarle; le retrató sentado en un banco delante de su casa con un barreño sobre las rodillas, con cuatro gatitos y dos gatas agachadas de tal forma que una colocaba la cabeza en los pies de la otra y él tenía las manos dentro del barreño acariciándolos. Cuando estaban en esta situación le vino a la cabeza una visión escalofriante, “Me vino la idea de que me dejaba fotografiar como los altos cargos de las SS con las fosas comunes llenas de muertos y fusilados… A continuación  me vi como los turcos que, mientras llevaban a cabo el genocidio contra los armenios, se dejaban fotografiar con las cabezas cortadas de las víctimas; un día vi una foto de un militar turco con seis cabezas cortadas; los militares  se llevaban  las cabezas de las víctimas a la ciudad para hacerse fotos, del mismo modo como lo hacían algunos soldados norteamericanos con los vietnamitas: después  de descabezar al ejército  enemigo, se hacían  fotos, y antes de hacerlas metían un cigarrillo en la boca de la cabeza acabada de cortar”. A partir de ese momento por siempre tendría una sensación de culpa. El hecho de que las gatas y resto de los gatos le quisiesen y recibiesen bien no le ayuda, al contrario, hacían crecer su vergüenza, su culpa. Y es que a través de sus páginas el autor rememora sucesos siniestros de la Historia del siglo XX.

La sensación de culpa solo desaparecería tras el accidente sufrido junto a su mujer cuando se dirigían a la gasolinera de Mochov. “Sentía con absoluta precisión que esto (el accidente) era el punto y aparte con el cual se acababa mi historia con los gatos asesinados”. Cuando el policía le preguntó si presentaría una demanda contra el conductor de la furgoneta que había provocado el accidente, le dijo que no porque lo que había experimentado era grandioso, le había sacado los remordimientos que tenía por todos aquellos gatos que había matado y estos se lo habían pagado con el accidente en la carretera.

Mural dedicado a Bohumil Hrabal. El texto a su izquierda dice Estoy de pie aquí, la frente coron

Mural dedicado a Bohumil Hrabal. El texto a su izquierda dice: «Estoy de pie aquí, la frente coronada de mil arrugas, estoy aquí de pie, como un viejo San Bernardo, y miro a la lejanía, muy lejos, hasta el confín de mi infancia…»

Libro entrañable, intimista, bello y triste al mismo tiempo. Un libro sobre la vida, la muerte y la culpa, sobretodo ésta. Según, mi opinión, en el fondo, es un canto a la vida. Escrito con una gran sensibilidad, de una manera muy visual y pictórica y provoca un sinfín de sensaciones y emociones.

Teresa Haro Hdez

Sobre el autor: Bohumil Hrabal-Foto de Hana Hamplová   Foto de Hana Hamplová

Bohumil Hrabal nació en Brno en 1914 y murió en Praga en 1997. Su padre adoptivo era gerente de una fábrica de cerveza en Nymburk, lugar donde Bohumil pasó su infancia. Estudió derecho en Praga, pero tuvo que interrumpir sus estudios a causa de la ocupación nazi de Checoslovaquia. Trabajó como empleado ferroviario durante la Segunda Guerra Mundial y luego fue tramoyista, cartero y obrero metalúrgico; también trabajó en una planta de reciclaje de papel de libros censurados. Aunque empezó a escribir a finales de la década de 1940 poesía y relatos cortos no sería hasta 1963 cuando publicó su primer libro. En el año 1968 llegó la Primavera de Praga y con ella la invasión soviética. Su adhesión al “Manifiesto de las dos mil palabras” hizo que el autor fuera represaliado y su obra prohibida, siendo expulsado de la Asociación de Escritores Checos y retirándose su obra de librerías y bibliotecas. Hrabal se vio obligado a publicar sus textos de forma ocasional en tiradas reducidas, en lo que se conoció como ediciones «samizdat», cuando sus novelas anteriores siempre habían agotado sus tiradas poco después de ponerse a la venta.

Según César Antonio Molina, “Hrabal es uno de los grandes escritores del siglo XX, pero su obra no tiene la trascendencia que debería. Además de literatura, su reivindicación es también política. HRABAL representa un mundo que para el resto de Europa estuvo perdido en el espacio y en el tiempo. Los checos lucharon por Europa tanto o más que el resto, porque sufrieron el nazismo y luego el estalinismo, así que tienen más motivos que nosotros en la lucha por la democracia”. Efectivamente, la vida y la obra de Hrabal está impregnada de los grandes acontecimientos del siglo XX europeo: la época de entreguerras, la Segunda Guerra Mundial, el comunismo soviético, la Primavera de Praga, la caída del comunismo y la transición democrática. Por eso dice Zgustova que fue un hijo de su época “en el mejor sentido”. Él mismo “creía que en Centroeuropa es mejor no estar nunca muy sobrio y aguardar pacientemente el final de la película “.

Pese a su fama, el escritor checo se mantuvo alejado de la vida social, y gustaba de entretener su ocio en su habitual cervecería praguense, el Tigre Dorado. Bohumil Hrabal murió a los 83 años de edad tras caerse del quinto piso del hospital Bulovka de Praga y todavía se mantiene el debate de si fue accidental o se trató de un suicidio. En sus obras reflexionó a menudo sobre la idea del suicidio. Como era su voluntad, fue enterrado en una caja de roble con la inscripción Pivovar Polná (Fábrica de cervezas de Polná), lugar donde se conocieron sus padres.

Su obra dispersa y fragmentada, aunque traducida a numerosas lenguas, es enorme en extensión. Entre ellas destacamos: la Trilogía Bodas en casa, recoge la trayectoria personal e intelectual del autor, narrada por su esposa y otras personas que tuvieron algún papel en su vida, así como por el propio autor. Una soledad demasiado ruidosa, Yo que he servido al rey de Inglaterra, Trenes rigurosamente vigilados, Una perla en el fondo. Otro libro que podríamos destacar es su biografía, Los frutos amargos del jardín de las delicias, obra de su traductora al español y catalán Mónica Zgustova.

Publicado en Libros recomendados | Deja un comentario